FORVIN

QUIM.SON'S

Denominación genérica: Hidroxocobalamina, piridoxina, tiamina.
Forma farmacéutica y formulación: Solución inyectable. Cada ml contiene: acetato de hidroxocobalamina equivalente a 2.500 mcg de hidroxocobalamina, vitamina B1 (clorhidrato de tiamina 66.600 UI) 100 mg, vitamina B6 (clorhidrato de piridoxina) 50 mg. Vehículo cbp 1 ml.
Indicaciones terapéuticas: Está indicada en la prevención y tratamiento de la deficiencia de las vitaminas de la fórmula FORVIN es de utilidad en el tratamiento de neuritis y polineuritis de origen nutricional, diabético, alcohólico y tóxico por el uso de fármacos. También puede utilizarse en el beriberi alcohólico, encefalopatía de Wernicke, neuralgia y neuropatías periféricas, ciática, parálisis facial, neuralgia postherpética y en algunos trastornos del metabolismo como la acidosis diabética. FORVIN cubre el incremento de los requerimientos vitamínicos del complejo B que demandan aquellas situaciones que cursan con aumento de la utilización de energía. Se utiliza en la terapia de la anemia megaloblástica por deficiencia de vitamina B12.
Farmacocinética y farmacodinamia: Las vitaminas B1 y B12 intervienen en el metabolismo de todas las células del organismo, destacándose su actividad principalmente sobre las células del sistema nervioso, de ahí que se les denominen comúnmente vitaminas neurótropas. La deficiencia de una de ellas son causa de alteraciones neurológicas y hematológicas; estas deficiencias en la actualidad se presentan en forma múltiple, predominando una de ellas en la expresión clínica, por ello se hace necesario la combinación vitamínica; en la combinación de ellas no se busca ni se tiene potencialización farmacológica, se justifica por la deficiencia vitamínica múltiple. Vitamina B1: las vitaminas del complejo B funcionan en muchas reacciones esenciales del metabolismo intermediario. El fosfato de tiamina, la forma fisiológicamente activa a la tiamina, funciona en el metabolismo de los carbohidratos como una coenzima en la descarboxilación de a-cetoácidos como piruvato y a-cetoglutarato, así como en la utilización de pentosa en la derivación de hexosa monofosfato; esta última función comprende a la transcetolasa dependiente de tiaminipirofosfato. Varios cambios metabólicos de importancia clínica pueden tener vínculo directo con el efecto bioquímico de la tiamina. En la deficiencia de esta última, hay alteraciones de la oxidación de los a-cetoácidos, y se ha utilizado un incremento de la concentración sanguínea de piruvato como uno de los signos diagnósticos del estado de deficiencia. Una prueba más específica para la deficiencia de tiamina se basa en la medición de la actividad de transcetolasa en eritrocitos (Brin, 1968). El requerimiento de tiamina se relaciona con el índice metabólico y es mayor cuando los carbohidratos constituyen la fuente de energía. Este hecho es de importancia práctica en pacientes que se conservan mediante alimentación parenteral y que, así, reciben una porción sustancial de las calorías en forma de dextrosa. Esos individuos deben recibir una ración generosa de la vitamina. Las reservas de vitamina B1 en los tejidos son escasas y no hay pruebas de que la vitamina B1 sintetizada por bacterias intestinales represente una fuente aprovechable de ésto, la ingestión diaria insuficiente es la causa principal de la deficiencia de vitamina B1. Vitamina B1: en el organismo se transforma en una coenzima, el pirofosfato de vitamina B1, que es la forma activa, también conocida como cocarboxilasa. Se sabe que el pirofosfato de vitamina B1 interviene en 24 diferentes reacciones bioquímicas, destacándose su papel fundamental en el metabolismo de los carbohidratos, cuya transformación química se produce por acción enzimática. Asimismo, la vitamina B1 desempeña un importante papel en los mecanismos relacionados con la conducción nerviosa (interviene en la formación de mielina) de los nervios periféricos y en la transmisión neuromuscular, ya que interviene en la síntesis de la acetilcolina (mediador químico neuronal). En el metabolismo de los hidratos de carbono, las transformaciones químicas se producen por acción enzimática; entre ellas, la carboxilasa, que está constituida por la apocarboxilasa y el pirofosfato de vitamina B1. Dicho sistema enzimático provoca la descarboxilación de los alfa-cetoácidos que intervienen en el metabolismo de los carbohidratos que entran en el ciclo de Krebs, en primer lugar el ácido pirúvico y el ácido alfa-cetoglutárico. La descarboxilación del ácido pirúvico pasa por las etapas de piruvato activo y acetaldehído activo y, finalmente, mediante la intervención del ácido tióctico o ácido lipoico se llega a la acetilación de la coenzima A para producir la acetilcoenzima-A, sustancia de gran importancia biológica en el metabolismo oxidativo de los carbohidratos, especialmente en el ciclo de Krebs. En la misma forma el ácido alfacetoglutárico (metabolito importante en el citado ciclo de Krebs) es transformado en succinato activo y luego en ácido succínico, pivote fundamental en dicho ciclo. La vitamina B1 se absorbe fácil y completamente cuando se administra por vía subcutánea e intramuscular, no así por vía bucal, perdiéndose entre el 20 y 75% en las heces. Absorbida la vitamina B1 pasan a la sangre alrededor de 0,06 a 6,0 mcg/dl. Se almacena principalmente en hígado, cerebro, riñón y corazón en forma de pirofosfato de vitamina B1. El pirofosfato de vitamina B1 se destruye parcialmente en el organismo y el resto se excreta. Del 20 al 40% de la dosis dada se excreta con la orina principalmente, así como en pequeñas cantidades con el sudor y la leche. Esta eliminación depende de la dosis y del estado de deficiencia del organismo, si tal es el caso, el organismo retiene cantidades importantes de vitamina B1. Se comprende pues que una deficiencia de vitamina B1 ocasionará deficiencia en la oxidación de los carbohidratos, que conlleva a trastornos funcionales de diversos tejidos, especialmente en el corazón y sobre todo en el sistema nervioso, cuyo metabolismo depende casi exclusivamente del consumo de glucosa; además a nivel de los nervios mielínicos, se presentan alteraciones tanto en la conducción, como en la velocidad de conducción, debido a una desmielinización que ocasiona las neuritis y polineuritis del diabético, del alcohólico y del embarazo. Vitamina B12: hoy se sabe que la vitamina B12 corresponde a una serie de sustancias denominadas cobalaminas que poseen cobalto en su molécula. A su vez, las cobalaminas derivan de una sustancia fundamental, la cobamida, que contiene cobalto trivalente. En la naturaleza, la única fuente original se encuentra en ciertos microorganismos que crecen en el suelo, el agua o el lumen intestinal. La vitamina B12 se elimina principalmente por el riñón en forma libre, ocurriendo la máxima eliminación dentro de las primeras 8 horas posadministración. La fracción excretada está en relación con la dosis administrada, y es de alrededor de 100 mcg de hidroxocobalamina en 48 a 72 horas; la excreción urinaria en 72 horas es de alrededor del 60%. La vida media de la vitamina B12 es de 5 días. Una escasa cantidad se excreta con la leche materna. Alrededor de 1 a 3 mcg se eliminan por vía biliar, un poco más del 50% se reabsorbe por el circuito enterohepático. Las vitaminas son elementos esenciales en el metabolismo de los carbohidratos, proteínas y lípidos al actuar como coenzimas. FORVIN contiene tres vitaminas del complejo B que actúan como coenzimas en diferentes funciones metabólicas. Vitamina B6: los compuestos difieren en cuanto a la naturaleza del sustitutivo en el átomo de carbono en la posición cuatro del núcleo piridina: un alcohol primario (piridoxina), el aldehído correspondiente (piridoxal), y un grupo aminoetil (piridoxamina). Los mamíferos pueden utilizar con facilidad cada uno de esos compuestos después de convertirlos en el hígado en piridoxal 5'-fosfato, la forma activa de la vitamina. Como coenzima, el fosfato de piridoxal participa en varias trasformaciones metabólicas de aminoácidos, entre ellas descarboxilación, transaminación y racemización, así como pasos enzimáticos en el metabolismo de aminoácidos que contienen sulfuro e hidroxi. En el caso de la transaminación, el fosfato de piridoxal unido a enzima es objeto de aminación hacia fosfato de piridoxamina mediante el aminoácido donador, y el fosfato de piridoxamina unida sufre desaminación hacia fosfato de piridoxal mediante el aceptor a-cetoácido. La vitamina B6 también participa en el metabolismo del triptófano. Una reacción evidente es la conversión del triptófano en 5-hidroxitriptamina. En seres humanos con deficiencia de vitamina B6, y en animales, diversos metabolitos del triptófano se excretan en cantidades anormalmente grandes. La medición de esos metabolitos en la orina, en particular el ácido xanturénico, después de saturación con triptófano, se utiliza como una prueba del estado en cuanto a vitamina B6. La conversión de metionina en cisteína también depende de la vitamina. Los compuestos naturales de la vitamina B6 son piridoxina, piridoxal, y piridoxamina. Los tres compuestos poseen las mismas propiedades biológicas y por ello se la denomina a cualquiera de ellas vitamina B6. Esta vitamina se absorbe rápidamente a nivel yeyunal posadministración oral, disminuyendo en pacientes con síndrome de mala absorción posresección gástrica. El fosfato de piridoxal es la forma activa de la vitamina B6 en el cuerpo humano. La vitamina B6 se concentra más en los tejidos que en el plasma sanguíneo, a través de desfosforilación extracelular del fosfato de piridoxal seguida de difusión facilitada y subsecuente fosforilación intracelular. La fosforilación del fosfato de piridoxal plasmático es muy intensa hacia el tejido, siendo catalizada por la fosfatasa alcalina. Su metabolismo se lleva a cabo principalmente en el hígado. El primer paso puede ser: la fosforilación a fosfato de piridoxina o la oxidación a piridoxal. En los eritrocitos la piridoxina es convertida a fosfato de piridoxal. La forma activa de la vitamina es el fosfato de piridoxal y es el mayor metabolito liberado a la circulación, sin embargo el fosfato de piridoxina también es biológicamente activo. Es necesario mencionar que la isoniacida tiene la propiedad de inhibir a la enzima piridoxalquinasa, que transforma el piridoxal en fosfato de piridoxal por lo que tal fármaco antituberculoso provoca carencia de vitamina B6. Normalmente ocurre un rápido equilibrio entre la fosforilación y desfosforilación de piridoxal. El piridoxal no fosforilado es rápidamente metabolizado a ácido 4-piridóxico, el cual no es biológicamente activo.
Contraindicaciones: Hipersensibilidad a los componentes de la fórmula, policitemia vera, embarazo, lactancia y recién nacidos.
Precauciones generales: Hipersensibilidad a los componentes de la fórmula. Policitemia vera, nefritis, oliguria, insuficiencia cardíaca, discrasias sanguíneas, estados hemorrágicos o lesiones hepáticas graves. Debido a las reacciones inmunoalérgicas que ocasionalmente pueden presentarse con las vitaminas B12, se aconseja no administrar hidroxocobalamina a sujetos con cuadros alérgicos (asma, eccema). Puede presentarse acné.
Precauciones o restricciones de uso durante el embarazo y la lactancia: Debido a que el producto contiene alcohol bencílico en el vehículo, no debe administrarse durante el embarazo, lactancia y recién nacidos.
Reacciones secundarias y adversas: La administración de este producto puede producir reacciones como rash cutáneo, náuseas, vómitos y en ocasiones choque anafiláctico en personas susceptibles. Por su contenido de tiamina, se puede presentar enrojecimiento en cara, náuseas, vómitos, rash y diarrea que son transitorios y no obligan a suspender el medicamento. Puede presentarse dolor en el sitio de la inyección. Por su contenido de vitaminas B6, se ha reportado neuropatía periférica con la administración prolongada; a dosis altas, disturbios gastrointestinales, deficiencia de ácido fólico, sedación, hipotensión y reacciones dérmicas.
Interacciones medicamentosas y de otro género: El cloranfenicol disminuye la respuesta hematopoyética de la vitamina B12. La vitamina C puede inactivar a la vitamina B12. Los bloqueadores H2, el omeprazol, la colchicina, la neomicina, preparaciones de potasio de liberación prolongada y ácido aminosalicílico y sus sales, pueden disminuir la absorción de vitamina B12. El alcohol disminuye la absorción de vitamina B12. Se ha reportado que la tiamina, puede aumentar el efecto de los agentes bloqueadores neuromusculares, su importancia clínica es desconocida. La piridoxina puede actuar como antagonista de la levodopa e interactúa con hidralazina, cicloserina, isoniazida, fenobarbital, fenitoína, penicilamina, cloranfenicol, aminoglucósidos, colchicina, preparados a base de potasio de liberación prolongada, digoxina o diuréticos ahorradores de potasio.
Alteraciones en los resultados de pruebas de laboratorio: La piridoxina puede dar resultados falso-positivos en la determinación de urobilinógeno.
Precauciones en relación con efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad: La falta de respuesta a la vitamina B12 como hepatopoyético puede deberse a condiciones asociadas como infección, uremia, uso de fármacos supresores de la médula ósea (cloranfenicol) y deficiencia concomitante de hierro o ácido fólico. Las vitaminas de FORVIN no han demostrado ser carcinogénicas, mutagénicas, teratogénicas o tener efectos sobre la fertilidad.
Dosis y vía de administración: Intramuscular profunda. Por vía intramuscular profunda se administran 1-2 ml diarios o cada 2 a 3 días, según la intensidad y evolución del cuadro clínico.
Manifestaciones y manejo de la sobredosificación o ingesta accidental: Dadas las características hidrosolubles de las vitaminas y que no existe un sitio de acumulación en el organismo, la sobredosis de vitaminas del complejo B serían rápidamente eliminadas por vía renal y/o secreciones corporales. En caso de presentarse reacciones de hipersensibilidad tipo I, debe suspenderse de inmediato su uso.
Presentación(es): Caja con blíster PVC con frasco ámpula con 10 ml de solución inyectable, y 5 jeringas estériles desechables.
Recomendaciones sobre almacenamiento: Consérvese el frasco a temperatura ambiente. Protéjase de la luz.
Leyendas de protección: No se deje al alcance de los niños. Su venta requiere receta médica. No se administre durante el embarazo y la lactancia ni en recién nacidos, porque contiene alcohol bencílico.
Nombre y domicilio del laboratorio: LABORATORIOS QUIMICA SON'S S.A. de C.V., 23 Poniente No. 2302-A, Col. Volcanes, CP 72410, Puebla, Pue, México.
Número de registro del medicamento: 70338 SSA IV.
Clave de IPPA: CVAR-313047/RM2003

¿Qué es P.R.Vademécum? CD-ROM Apps Móviles Apéndice Contacto Aviso de Privacidad