MAKENPIME

KENDRICK

Denominación genérica: Cefepima.

Forma farmacéutica y formulación: Solución inyectable. El frasco ámpula contiene: clorhidrato monohidratado de cefepima equivalente a 1 g de cefepima, excipiente cs. La ampolleta con diluyente contiene: agua inyectable 10 ml.
Indicaciones terapéuticas: Cefepima está indicado en pacientes adultos que presenten los siguientes cuadros infecciosos causados por gérmenes susceptibles: infecciones de vías respiratorias bajas, incluidas bronquitis y neumonía; de la piel y sus anexos; de las vías urinarias simples y complicadas, incluida la pielonefritis; intraabdominales, incluidas tanto la peritonitis como las infecciones de las vías biliares; las ginecológicas, así como la septicemia, el tratamiento empírico de la neutropenia febril y en la profilaxis antiinfecciosa en cirugía abdominal. También está indicado en el tratamiento de infecciones causadas por gérmenes susceptibles. Pacientes pediátricos para el tratamiento de neumonía; infecciones simples o complicadas de las vías urinarias, incluida la pielonefritis; de piel y anexos; septicemia, meningitis bacteriana y tratamiento empírico de la neutropenia febril. Es recomendable hacer los cultivos y pruebas de sensibilidad antes de iniciar el tratamiento, si bien éste puede iniciarse antes de conocer el resultado, tratamiento que deberá o no ser ajustado una vez conocido éste. En pacientes con sospecha de presentar una infección mixta causada por gérmenes aerobios y anaerobios, es recomendable que mientras se espera el resultado de las pruebas de sensibilidad, se inicie el tratamiento con cefepima asociado a un medicamento antianaerobio para posteriormente hacer el correspondiente ajuste.
Farmacocinética y farmacodinamia: Absorción: después de la infusión única de 1 g de cefepima por vía intravenosa en adultos sanos, durante 30 minutos la absorción es, en mcg/ml, de 78,7, 44,5, 24,3, 10,5, 2,4 y 0,6, a las 0,5, 1, 2, 4, 8 y 12 horas respectivamente, alcanzándose los promedios de concentración más altos, en orina (926 mcg/ml) y en la bilis (17,8 mcg/ml), observándose también concentraciones importantes en el líquido peritoneal, en las ampollas de la piel, moco bronquial, esputo, así como en el tejido prostático, apéndice y vesícula biliar. Distribución: en el organismo humano, cefepima es metabolizado a N-metilpirrolidina, que rápidamente se convierte en N-óxido. Se distribuye ampliamente por todo el organismo y se une a las proteínas en poco más del 16%, no dependiendo de la concentración sérica. En la orina, se encuentran concentraciones tan altas de cefepima como de un 85% de la dosis administrada, encontrándose también en muchísima menor concentración sus metabolitos. Eliminación: su vida media de eliminación es de alrededor de 2 horas, no variando con la dosis en rangos de 250 mg a 2 g, sin que se haya encontrado acumulación en individuos que recibieron estas dosis por vía intravenosa hasta por 9 días. Su depuración renal promedio es de 110 ml/min, cifra que evidencia que su eliminación es prácticamente exclusiva por vía renal. En individuos mayores de 65 años, una dosis por vía intravenosa de 1 g de cefepima, dio como resultado valores más altos del área bajo la curva (ABC) y más bajos para la depuración renal, comparados con los obtenidos en individuos jóvenes, de ahí que en los pacientes ancianos se recomienda ajustar la dosis si la función renal está alterada. En los pacientes con insuficiencia hepática o con fibrosis quística que recibieron una sola dosis de 1 g, no se observaron los datos anteriores, por lo que en estos pacientes no es necesario ajustar la dosis. En pacientes con insuficiencia renal, se incrementa la vida media de eliminación, lo que obliga al ajuste de la dosis. En pacientes pediátricos de 2 meses a 16 años de edad, se administraron dosis únicas o múltiples de cefepima de 50 mg/kg, mediante infusión intravenosa o inyección intramuscular, observándose sólo una discreta acumulación con las dosis repetidas sin que hubiera variación en el resto de los parámetros estudiados. Mecanismo de acción: cefepima es un bactericida que inhibe la síntesis de la pared celular bacteriana, con un amplio espectro de actividad antimicrobiana, tanto sobre bacterias grampositivas como gramnegativas, incluidas la mayoría de las cepas resistentes a aminoglucósidos y/o a las cefalosporinas de tercera generación. También tiene un alto grado de resistencia a la hidrólisis por betalactamasas y una rápida penetración en las bacterias gramnegativas, traduciéndose todo ello en una mayor actividad antibacteriana. Presenta un efecto sinérgico in vitro con aminoglucósidos, especialmente frente a Pseudomona aeruginosa. Los siguientes microorganismos aerobios grampositivos son susceptibles: Sthaphylococcus epidermidis (incluidas las cepas productoras de betalactamasas), S. hominis y S. saprophyticus. Streptococcus pyogenes, o del grupo A y S. agalactiae o del grupo B, S. pneumoniae y otros estreptococos beta hemolíticos grupo C, G, F, así como el S. bovis o del grupo D y el S. viridans. En general, los enterococos y los estafilococos resistentes a metilcilina, son resistentes también a cefepima. Entre los aerobios gramnegativos son sensibles a la cefepima: Pseudomona aeruginosa, P. stutzeri y P. putida. Escherichia coli. Klebsiella pneumoniae, K. ozaenae y K. oxytoca. Enterobacter cloacae, E. agglomerans, E. aerogenes, y E. sakazakii. Proteus vulgaris. y P. mirabilis. Acinetobacter calcoaceticus. Aeromona hydrophila. Capnocytophaga sp., Citrobacter freundii y C. diversus. Campylobacter jejuni. Gardnerella vaginalis. Haemophilus ducreyi, H. influenzae, H. parainfluenzae. Hafnia alvei. Especies de legionela. Moraxella catarrhalis (Branhamella catarrhalis). Neisseria gonorrhoeae. Providencia rettgeri y P. stuartii. Especies de salmonelas. Serratia marcescens y S. liquefaciens. Especies de Shigelas. Yersinia enterocolitica. Muchas de las cepas de Stenotrophomonas maltophilia, son resistentes a cefepima. Entre los anaerobios sensibles, además de Clostridiun perfringes, Prevotella melaninogenica y Veillonella, estan las especies de Bacteroides, Fusobacterium, Mobiluncus y Peptoestreptococos. Frente a Bacteroides fragilis y Clostridium difficile, cefepima es inactiva. Se recomienda efectuar las pruebas de sensibilidad con técnicas de difusión, usando disco simple estandarizado o mediante técnicas de dilución con métodos estandarizados, utilizando en ambos casos, organismos controlados de laboratorio.
Contraindicaciones: En pacientes que han presentado reacciones de hipersensibilidad a cefepima al igual que a la penicilina, a otros antibióticos betalactámicos y a los cefalosporínicos.
Precauciones generales: En general, todos los antibióticos deben ser administrados con cautela en pacientes que hayan presentado algún tipo de alergia a medicamentos o a alimentos, y en caso de llegar a presentarse alguna reacción alérgica a cefepima, deberá suspenderse el tratamiento y en ocasiones tratar al paciente con terapia de apoyo y epinefrina. Algunos pacientes, como con la mayoría de los antibióticos de amplio espectro, pueden presentar colitis pseudomembranosa, causada por la toxina del Clostridium difficile, que se manifiesta por diarrea durante el tratamiento o en las semanas siguientes, debiéndose suspender la administración de MAKENPIME* y en ocasiones administrar vancomicina o metronidazol, ambos por vía oral. En pacientes ancianos o con insuficiencia renal, hay que ajustar la dosis inicial de cefepima, al igual que la dosis de mantenimiento, para evitar concentraciones de medicamento elevadas y prolongadas, ya que en estos pacientes se han observado complicaciones tipo encefalopatía reversible, con alteraciones de la conciencia, alucinaciones, confusión, estupor y coma, mioclonos y convulsiones, que se resolvieron tras las suspensión de la administración de cefepima y en ocasiones con la hemodiálisis, aunque en algunos casos el resultado fue letal. En caso de administrar simultáneamente medicamentos potencialmente nefrotóxicos, tales como los diuréticos potentes y los aminoglucósidos, habrá que vigilar especialmente la función renal. También pueden presentarse en algunos pacientes superinfecciones por aumento exagerado de microorganismos no susceptibles.
Restricciones de uso durante el embarazo y la lactancia: No se han realizado estudios bien controlados en mujeres embarazadas, y aunque no se ha evidenciado daño fetal en estudios de reproducción efectuados en ratones, conejos y ratas, sólo se recomienda su uso durante el embarazo si es absolutamente necesario. Si bien se excreta por la leche materna en concentraciones muy bajas, no se recomienda su uso durante la lactancia a menos que sea necesario.
Reacciones secundarias y adversas: En general, cefepima es bien tolerada y los efectos secundarios más frecuentes han sido gastrointestinales y de hipersensibilidad, la mayoría de ellos con una incidencia muy baja, siendo los que la tuvieron mayor del 0,1% los que se indican: erupción cutánea (1,8%), prurito, urticaria, náusea, vómito, candidiasis oral, diarrea (1,2%), colitis incluida la colitis pseudomembranosa, cefalea, fiebre, vaginitis y eritema. Con una incidencia entre 0,05% a 0,1% se presentaron: dolor abdominal, estreñimiento, parestesias, vértigo, vasodilatación y disnea, prurito genital, disgeusia o alteración del gusto, candidiasis y escalofríos, mientras que la anafilaxis y convulsiones se presentaron con una incidencia inferior al 0,05%. El 52% de los pacientes tratados por vía intravenosa, pueden presentar reacciones locales en el sitio de la infusión.
Interacciones medicamentosas y de otro género: La solución inyectable de cefepima no debe añadirse a soluciones de vancomicina, gentamicina, metronidazol, sulfato de tobramicina y sulfato de netilmicina, aunque en caso necesario pueden administrarse por separado.
Alteraciones en los resultados de pruebas de laboratorio: Se han observado elevaciones de la alanino aminotransferasa en 3,6% de los pacientes; de la aspartato aminotransferasa en 2,5% y de la bilirrubina total, fosfatasa alcalina, cifra de eosinofilos, tiempo de protrombina y tiempo parcial de tromboplastina prolongado, así como anemia, en 2,8%. El 18,7% de los pacientes presentaron una prueba de Coombs positiva sin hemólisis. Menos del 0,5% de los pacientes presentaron leucopenia y neutropenia transitorias y entre el 0,5 y el 1% tuvieron elevaciones transitorias del nitrógeno ureico sanguíneo, de la creatinina sérica y trombocitopenia también transitoria.
Precauciones en relación con efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad: No existen estudios a largo plazo en animales sobre un posible efecto carcinogénico. Pruebas realizadas in vitro han demostrado que cefepima no es genotóxico y tampoco se han observado alteraciones de la reproducción en ratas.
Dosis y vía de administración: Cefepima puede ser administrado tanto por vía intravenosa como intramuscular, variando la vía de administración y la dosis, de acuerdo con la sensibilidad del germen causal, la severidad de la infección, la edad, cómo se encuentra la función renal y del estado general del paciente.


En pacientes mayores de 2 meses de edad con peso inferior a 40 kg y diagnóstico de neumonía, infecciones de vías urinarias e infecciones de la piel y anexos, deben utilizarse 50 mg/kg cada 12 horas durante 10 días y, en caso de infecciones más severas, meningitis bacteriana y tratamiento empírico de la neutropenia febril, deben de utilizarse 50 mg/kg cada 8 horas durante 7 a 10 días. En los pacientes pediátricos se recomienda la vía intravenosa. En los pacientes con insuficiencia renal, hay que ajustar la dosis para compensar la menor velocidad de eliminación renal, siendo la dosis inicial, administrada a pacientes con función renal normal.


Si solo se tiene una medición de la creatinina sérica, puede utilizarse la fórmula de Cockcroft Gault para calcular la depuración de creatinina en hombres:


En el caso de mujeres, el valor calculado con la fórmula anterior, será multiplicado por 0,85. En los pacientes en diálisis, el 68% de la cefepima presente en el organismo, se elimina en 3 horas de diálisis. Si están sometidas a diálisis peritoneal continua ambulatoria, habrá que administrar las dosis recomendadas para pacientes con función renal normal, o sea 500 mg, 1 o 2 g, dependiendo de la severidad de la infección, pero cada 48 horas. En niños con insuficiencia renal, de 2 meses hasta 12 años, la dosis de 50 mg/kg, al igual que la dosis de 30 mg/kg en niños de 1 mes a 2 meses de edad, son equiparables a la dosis de 2 g en el adulto, por la que se recomienda los mismos intervalos entre dosis que en el cuadro 1. Si solo se dispone de valor de la creatinina sérica, la depuración de creatinina puede calcularse con alguna de las siguientes fórmulas:


En aquellos pacientes que presentan insuficiencia hepática, no es necesario hacer ajustes en la dosis. La dosis recomendada para hacer profilaxis de infecciones en cirugía abdominal es de 2 g de cefepima por infusión intravenosa seguida de 500 mg de metronidazol intravenoso, sin ser mezclado en el mismo frasco, 60 minutos antes de iniciar la cirugía y si el procedimiento quirúrgico durara más de 12 horas repetir la misma dosis, doce horas después de la primera administración. Para preparar las soluciones de cefepima de 1 g, debe añadirse al frasco ámpula 10 ml del diluyente si se va a utilizar para aplicación intravenosa y 3 ml en caso de utilizarse la vía intramuscular, agitando hasta completa disolución. También puede hacerse la solución con dextrosa al 5% o con solución salina al 0,9% en los volúmenes anteriormente indicados. En caso de utilizarse para infusión intravenosa, ya reconstituida la solución se añadirá a cualesquiera de los siguientes fluidos para infusión: solución salina al 0.9%, dextrosa al 5% y al 10%, lactato de sodio M/G y Ringer lactato, mismas que se aplicaran en alrededor de 30 minutos. No es recomendable combinar cefepima con otros medicamentos, siendo preferible su aplicación por separado. Para la aplicación intramuscular y diluido el polvo con agua inyectable estéril, solución salina al 0.9%, de dextrosa al 5% o agua inyectable bacteriostática con parabenos o alcohol bencílico, la solución deberá administrarse por inyección intramuscular profunda en el cuadrante superior externo del glúteo mayor, o en otra masa muscular grande. El color del polvo y de la solución de cefepima puede oscurecerse sin afectarse su potencia.
Manifestaciones y manejo de la sobredosificación o ingesta accidental: Para la sobredosificación severa, especialmente en pacientes con insuficiencia renal, se recomienda la hemodiálisis, ya que en estos casos la diálisis peritoneal resulta de poca utilidad. Los síntomas en estos pacientes son: encefalopatía, convulsiones, mioclonos y excitabilidad neuromuscular.
Presentación(es): Caja con un frasco ámpula con 1 g de polvo y ampolleta con 10 ml de diluyente. También disponibles como Genérico Intercambiable (GI).
Recomendaciones sobre almacenamiento: Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C. Protéjase de la luz. Hecha la mezcla, el producto se conserva 24 horas a temperatura ambiente a no más de 30°C; o 7 días en refrigeración entre 2 y 8°C. No se congele.
Leyendas de protección: Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños. Léase instructivo. No se administre si la solución no es transparente, si contiene partículas en suspensión o sedimentos. No se administre si el cierre ha sido violado. Literatura exclusiva para médicos.
Nombre y domicilio del laboratorio: Hecho en México por: Laboratorios Kendrick S.A. Textitlán No. 42 Col. Santa Ursula Coapa. México 04650 D.F.
Número de registro del medicamento: 420M2008 SSA.
Clave de IPPA: LEAR-083300CT050259/R2008

Principios Activos de Makenpime

Laboratorio que produce Makenpime