TARGOCID®

SANOFI AVENTIS

Denominación genérica: Teicoplanina.

Forma farmacéutica y formulación: El frasco ámpula con liofilizado contiene: teicoplanina 100 mg. Excipiente 14 mg. La ampolleta con diluyente contiene: agua inyectable 1,5 ml. El frasco ámpula con liofilizado contiene: teicoplanina 200 mg. Excipiente 24 mg. La ampolleta con diluyente contiene: agua inyectable 3 ml. El frasco ámpula con liofilizado contiene: teicoplanina 400 mg. Excipiente 24 mg. La ampolleta con diluyente contiene: agua inyectable 3 ml.
Indicaciones terapéuticas: Teicoplanina es un antibiótico glucopéptido indicado en el tratamiento de infecciones causadas por bacterias grampositivas sensibles, incluyendo las resistentes a otros antibióticos como la meticilina y las cefalosporinas. Se emplea en endocarditis, septicemia, peritonitis (asociada con diálisis peritoneal ambulatoria continua), infecciones osteoarticulares, respiratorias, urinarias, de la piel y tejidos blandos. También está indicado en el tratamiento de infecciones en pacientes alérgicos a las penicilinas y a las cefalosporinas. TARGOCID® puede ser usado para profilaxis en aquellos pacientes en los que las infecciones ocasionadas por microorganismos grampositivos pueden representar un riesgo, como por ejemplo, pacientes que requieren cirugía dental u ortopédica. TARGOCID® puede utilizarse por vía oral en el tratamiento de diarreas asociadas a antibióticos, causadas por Clostridium difficile.
Farmacocinética y farmacodinamia: La teicoplanina es un antibiótico glucopéptido con actividad bactericida in vitro contra microorganismos grampositivos anaerobios y aerobios. Inhibe el crecimiento de microorganismos sensibles al interferir con la biosíntesis de la pared celular, en un sitio diferente al afectado por los betalactámicos. Es eficaz contra estafilococos (incluso los resistentes a meticilina y a otros antibióticos betalactámicos), estreptococos, enterococos, Listeria monocytogenes, micrococos, corynebacterias del Grupo J/K y bacterias anaerobias grampositivas incluyendo a Clostridium difficile, y peptococos. Se ha demostrado sinergia bactericida in vitro con teicoplanina cuando se combina con aminoglucósidos y con imipenem, contra Staphylococcus aureus y enterococos. La combinación in vitro de teicoplanina y rifampicina ha mostrado ser aditiva y sinérgica contra Staphylococcus aureus. También se ha observado sinergia in vitro con ciprofloxacino, contra Staphylococcus epidermidis. La resistencia in vitro a teicoplanina no puede obtenerse en un solo paso, y sólo se produce después de múltiples pasos (resiembras). Han habido reportes de elevación de las CMIs para teicoplanina en algunas cepas de Staphylococcus haemolyticus. Teicoplanina no muestra resistencia cruzada con otra clase de antibióticos. Cierta resistencia cruzada se ha observado entre teicoplanina y el glucopéptido vancomicina en enterococos. Teicoplanina es tomada por leucocitos y macrófagos, reteniendo su actividad antiestafilocócica dentro de estas células. Farmacocinética: teicoplanina se administra por vía parenteral. La biodisponibilidad es superior al 90%, después de una inyección intramuscular única de 3 a 6 mg/kg. Después de su administración oral, la teicoplanina no se absorbe sistémicamente desde el tracto gastrointestinal normal; 40% de la dosis administrada está presente en las heces, en una forma microbiológicamente activa. Después de la administración intravenosa de 3 a 6 mg/kg, las concentraciones plasmáticas disminuyen con una vida media de eliminación terminal de cerca de 150 horas. La depuración plasmática total se encuentra en un rango de 11,9 ml/h/kg a 14,7 ml/h/kg. Al administrar mediante perfusión lenta (30 minutos) 6 mg/kg a las 0, 12 y 24 horas, y después cada 24 horas, se alcanza una concentración sérica de 10 mg/l al cuarto día. El día 28 se alcanzan concentraciones séricas pico y valle en el estado estable de aproximadamente 64 mg/l y 19 mg/l, respectivamente. El fármaco se distribuye con rapidez en la piel (grasa subcutánea) y en el líquido de las ampollas, en el miocardio, en el tejido pulmonar y líquido pleural, en el hueso y líquido sinovial, no así en el líquido cefaloraquídeo. 90 a 95% de la teicoplanina se une con una afinidad débil a las proteínas plasmáticas. El volumen de distribución en el estado estable varía de 0,94 l/kg a 1,4 l/kg, después de la administración intravenosa de 3 a 6 mg/kg. La transformación metabólica es mínima, alrededor del 3%, cuando se administra parenteralmente; aproximadamente 80% del fármaco administrado es excretado en la orina. Después de la administración intravenosa de 3 a 6 mg/kg, la depuración renal fluctúa entre 10,4 y 12,1 ml/h/kg.
Contraindicaciones: TARGOCID® está contraindicado en pacientes con antecedentes de hipersensibilidad a la teicoplanina.
Precauciones generales: TARGOCID® debe administrarse con precaución en pacientes con hipersensibilidad reconocida a la vancomicina, ya que puede presentarse hipersensibilidad cruzada. Se han reportado casos de toxicidad auditiva, hematológica, hepática y renal. Se debe hacer un seguimiento apropiado de tales funciones, particularmente en pacientes con insuficiencia renal, pacientes que reciban terapias prolongadas, o pacientes que reciban conjuntamente fármacos nefrotóxicos u ototóxicos. Como con otros antibióticos, el uso de teicoplanina, especialmente si es prolongado, puede resultar en sobrecrecimiento de microorganismos no sensibles. Es indispensable la valoración continua de la condición del paciente. Si se presenta superinfección durante el tratamiento, deberán seguirse las medidas apropiadas. La seguridad y la eficacia de la teicoplanina administrada por vía intratecal, intralumbar o intraventricular no han sido estudiadas en estudios clínicos controlados. Sin embargo, con el uso intraventricular de teicoplanina han sido reportados efectos tóxicos, incluyendo convulsiones.
Restricciones de uso durante el embarazo y la lactancia: TARGOCID® no debe administrarse durante el embarazo o sospecha de embarazo, ni durante la lactancia, a menos que a juicio del médico los beneficios potenciales superen los posibles riesgos. No se tiene información sobre la excreción de teicoplanina en la leche materna.
Reacciones secundarias y adversas: Locales: eritema, dolor local, tromboflebitis, absceso en el sitio de inyección IM. Alérgicas: eritema, prurito, fiebre, rigidez, broncospasmo, reacciones anafilácticas, choque anafiláctico, urticaria, angioedema y ocasionalmente dermatitis exfoliativa, necrólisis epidérmica tóxica, eritema multiforme incluyendo síndrome de Stevens-Johnson. Además, han sido reportados casos aislados de eventos relacionados con perfusiones, como eritema o rubor del tronco, que ocurrieron sin antecedente previo de exposición a la teicoplanina y no remitieron bajo nueva exposición cuando la tasa de perfusión fue desacelerada y/o la concentración disminuida. Estos eventos no fueron específicos en cuanto a concentración o tasa de perfusión. Gastrointestinales: náusea, vómito, diarrea. Hematológicas: casos aislados de agranulocitosis reversible, eosinofilia, leucopenia, neutropenia, trombocitopenia. Función hepática: aumento de las transaminasas y/o fosfatasa alcalina séricas. Función renal: elevación de la creatinina sérica, insuficiencia renal. Sistema nervioso central: mareo, cefalea, convulsiones con el uso intraventricular. Sistema auditivo/vestibular: pérdida auditiva, tinnitus y alteraciones vestibulares. Otros: superinfección (sobrecrecimiento de microorganismos no sensibles).
Interacciones medicamentosas y de otro género: Debido a la posibilidad de efectos adversos incrementados, TARGOCID® debe ser administrado con precaución en pacientes que reciben en forma concomitante fármacos nefrotóxicos u ototóxicos, como aminoglucósidos, anfotericina B, ciclosporina y furosemida. TARGOCID® y los aminoglucósidos son incompatibles, por lo que no deben mezclarse en la misma jeringa.
Alteraciones en los resultados de pruebas de laboratorio: Aumento de las transaminasas y/o fosfatasa alcalina séricas, así como de la creatinina sérica.
Precauciones en relación con efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad: Los estudios de reproducción animal no han evidenciado alteraciones de la fertilidad ni efectos teratogénicos.
Dosis y vía de administración: Administración: TARGOCID® puede ser administrado por vía intravenosa o intramuscular. Las dosis intravenosas pueden ser administradas por inyección rápida (3-5 minutos), o más lentamente por perfusión (30 minutos). En recién nacidos, la teicoplanina debe administrarse sólo por perfusión. Para seleccionar la dosis de teicoplanina debe tomarse en cuenta la gravedad de la enfermedad y el sitio de la infección. Adultos: en infecciones leves o moderadas, por ejemplo en infecciones de la piel y tejidos blandos o en infecciones del tracto urinario, el tratamiento debe iniciarse con una dosis única intravenosa de 400 mg, seguida en los días subsecuentes por 200 mg al día por vía intravenosa o intramuscular. Para la mayoría de las infecciones por grampositivos se recomienda iniciar el tratamiento con tres dosis de 400 mg por vía IV administradas en intervalos de 12 horas. En infecciones graves como septicemia, endocarditis, osteomielitis y artritis sépticas o infecciones en pacientes con compromiso inmunológico, administrar la misma dosis de ataque según lo requiera el paciente, hasta por 4 días. En cualquiera de estas situaciones, la dosis de mantenimiento será 400 mg al día por vía intravenosa o intramuscular. En algunos casos como quemaduras graves infectadas o endocarditis por Staphylococcus aureus puede ser necesaria una dosis de mantenimiento de hasta 12 mg/kg por vía intravenosa. En endocarditis por Staphylococcus aureus, se obtuvieron resultados satisfactorios administrando TARGOCID® junto con otros antibióticos. En osteomielitis, se recomienda un tratamiento de tres semanas o más. La dosis estándar de 400 mg equivale aproximadamente a 6 mg/kg. En pacientes que pesan más de 85 kg, en lugar de 400 mg como dosis de ataque o tratamiento subsecuente deben usarse dosis de 6 mg/kg. En infecciones leves o moderadas, la dosis subsecuente será de 3 mg/kg. Profilaxis quirúrgica: una dosis única de 400 mg (o 6 mg/kg si el peso corporal es > 85 kg) por vía IV, durante la inducción de la anestesia. Diarrea asociada a antibióticos causada por Clostridium difficile: 200 mg por vía oral, dos veces al día. Pacientes pediátricos: niños mayores de 2 meses a 16 años: para la mayoría de las infecciones por grampositivos, el régimen de dosis de ataque es tres dosis de 10 mg/kg administradas por vía IV cada 12 horas, seguido por una dosis de mantenimiento de 6 mg/kg por vía IV o IM una vez al día. En infecciones graves e infecciones en el paciente con neutropenia: el régimen de dosis de ataque es tres dosis de 10 mg/kg por vía IV cada 12 horas, seguido por 10 mg/kg por vía IV una vez al día. Recién nacidos menores de 2 meses: se recomienda administrar una dosis única de ataque de 16 mg/kg por vía IV el primer día, seguida por 8 mg/kg por vía IV una vez al día. La dosis debe administrase por perfusión IV durante 30 minutos. Pacientes de edad avanzada: adultos y pacientes geriátricos: no se requiere ajuste de la dosis, en ausencia de insuficiencia renal. Poblaciones especiales: pacientes con insuficiencia renal: en estos pacientes no se requiere ajustar la dosis hasta después del cuarto día de tratamiento. A partir del quinto día, la dosis debe ser ajustada para mantener una concentración sérica de por lo menos 10 mg/l. Seguir las siguientes pautas: en insuficiencia renal moderada, con depuración de creatinina entre 40 y 60 ml/min, la dosis de mantenimiento debe reducirse a la mitad, administrando la dosis usual recomendada cada dos días, o administrando la mitad de esta dosis cada día. En insuficiencia renal grave, con depuración de creatinina menor a 40 ml/min, así como en pacientes con hemodiálisis, la dosis de mantenimiento debe reducirse a una tercera parte de la dosis usual recomendada, administrándola cada 3 días, o administrando la tercera parte de esta dosis cada día. La hemodiálisis no elimina la teicoplanina. Diálisis peritoneal ambulatoria continua para peritonitis: después de una dosis única de ataque de 400 mg por vía IV, la dosis recomendada es 20 mg/l por bolsa en la primera semana, 20 mg/l en bolsas alternadas en la segunda semana, y 20 mg/l en la bolsa que permanece durante la noche en la tercera semana. Preparación y manejo: deslice el frasco ámpula entre las manos con lentitud, hasta que el polvo se disuelva completamente, evitando la formación de espuma. Es importante asegurar que todo el polvo se haya disuelto, aun el cercano al tapón. El agitar la solución puede causar la formación de espuma, lo que dificulta recuperar el volumen requerido. No obstante, si la teicoplanina se ha disuelto completamente, la espuma no cambia la concentración de la solución, manteniéndose la siguiente relación: 200 mg en 3 ml (en frascos ámpula de 200 mg), y 400 mg en 3 ml (en frascos ámpula de 400 mg). Si la solución llega a ser espumosa, déjela reposar por aproximadamente 15 minutos. Retire lentamente la solución de teicoplanina del frasco ámpula, tratando de recuperar la mayor parte de ésta, introduciendo la aguja en la parte central del tapón de goma. Es importante que la solución sea preparada correctamente, y que se retire cuidadosamente con una jeringa; la preparación que no sea adecuadamente ejecutada puede ocasionar que se administre una menor cantidad de la dosis requerida. La solución final es isotónica con plasma, y tiene un pH de 7,2-7,8. La solución reconstituida puede ser inyectada directamente, o alternativamente más diluida. Como parte de las buenas prácticas farmacéuticas, es recomendable que las soluciones reconstituidas se usen inmediatamente después de su preparación. Las soluciones reconstituidas pueden inyectarse directamente o diluirse como sigue:


Tratamiento de diarrea asociada a antibióticos causada por Clostridium difficile: para la administración de teicoplanina por vía oral, el contenido del frasco ámpula con 200 mg de teicoplanina debe disolverse en 3 ml de agua destilada, y diluirse en 100 ml de agua para beber.
Manifestaciones y manejo de la sobredosificación o ingesta accidental: Se han reportado casos de administración por error de dosis excesivas en recién nacidos. En un reporte, se presentó agitación en un recién nacido de 29 días, al que se le administraron 400 mg de teicoplanina por vía IV (95 mg/kg). En los otros casos, no se presentaron síntomas o anomalías en las pruebas de laboratorio, relacionadas con la teicoplanina. En estos casos, la edad fluctuó entre 1 mes y 8 años. La dosis de teicoplanina administrada por error fue 35.7 mg/kg a 104 mg/kg. Manejo: el tratamiento debe ser sintomático. La hemodiálisis no elimina el fármaco.
Presentación(es): Caja con frasco ámpula con 100 mg de polvo liofilizado y una ampolleta con 1,5 ml de diluyente. Caja con frasco ámpula con 200 mg de polvo liofilizado y una ampolleta con 3 ml de diluyente. Caja con frasco ámpula con 400 mg de polvo liofilizado y una ampolleta con 3 ml de diluyente.
Recomendaciones sobre almacenamiento: Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C. Protéjase de la luz.
Leyendas de protección: Su venta requiere receta médica. No se deje al alcance de los niños. Literatura exclusiva para médicos.
Nombre y domicilio del laboratorio: Sanofi-Aventis de México, S.A. de C.V. Oficinas: Av. Universidad No. 1738, 04000, Coyoacán, México, D.F. Planta: Acueducto del Alto Lerma No. 2, Zona Industrial Ocoyoacac, 52740 Ocoyoacac, Edo. de México. ®Marca registrada.
Número de registro del medicamento: 528M94 SSAIV.
Clave de IPPA: AEAR-06350160100210/RM2007

Principios Activos de Targocid

Laboratorio que produce Targocid